Novedades

Imponen tope al número de estudiantes internacionales que llegan al país

Esta semana, el ministro de Inmigración, Refugiados y Ciudadanía de Canadá, Marc Miller, anunció que el gobierno va a implementar cambios en el área migratoria y específicamente en el tema de los estudiantes internacionales. Estos cambios básicamente buscan disminuir el número de estudiantes internacionales que llegan anualmente a Canadá.

Pero en realidad ya se están implementando medidas muy importantes que van a tener un impacto en el número de personas que van a llegar, no solamente porque el gobierno ha decidido imponer una cuota de 364,000 para este año. Ya se comenzaron a implementar otras medidas, como la de principio de año que establece que un estudiante internacional que antes debía tener 10,000 dólares para poder mantenerse en el país, además de las cuotas de matrícula, ahora debe tener 20,000 dólares. Eso definitivamente va a limitar a muchas personas de poder venir.

Lo otro es que además de haber puesto un límite al número de estudiantes internacionales también le van a quitar el derecho o el privilegio a las esposas y esposos o parejas de los estudiantes internacionales de trabajar. Hasta ahora, si estaban estudiando en una escuela pública y estaban estudiando hacia la obtención de una un diploma, una licenciatura, etc., su pareja tenía el derecho de tener un permiso de trabajo. Eso lo han eliminado y por supuesto que van a haber muchísimas familias que no se quieren separar y que por lo tanto directamente ya no van a venir a estudiar a Canadá. 

Estas medidas no afectan a los estudiantes internacionales que ya están en el país, y con los estudiantes que vienen a hacer maestrías y que vienen a estudiar doctorados, hay una deferencia muy importante: Estos estudiantes de todas maneras sus parejas van a poder tener sus permisos de trabajo, pero es solamente  para ellos, para los que vengan a hacer maestrías y doctorados.

Algo también que es muy importante es que en este momento hay escuelas privadas que tienen acuerdos con colegios y con universidades, y que los estudiantes que van a esas escuelas privadas van a obtener un diploma o licenciatura dada por la Universidad o el colegio público con el que tienen el acuerdo. Esto va a terminar a partir de septiembre de este año y el significado que tiene es que esos estudiantes no van a poder obtener su permiso de trabajo de post graduado. 

Entonces, son muchísimos los cambios que van a tener un efecto mucho más amplio del que espera el gobierno. Ellos dicen que van a traer 364,000 estudiantes, pero bueno, tenemos que ver si vamos a tener ese número de estudiantes que quieran venir a Canadá. Porque tenemos que recordar que Canadá compite con otros países en el mundo, y si se la ponen tan difícil a los estudiantes internacionales, simplemente se van a ir a otro lado.

El argumento, el discurso mejor dicho, de que el ministro de inmigración ha tomado estas medidas para la protección de los estudiantes internacionales, tiene validez, porque en realidad ha habido muchísimo abuso de los estudiantes internacionales por ciertos consultores de estudios, por ciertos consultores fantasmas en distintos países alrededor del mundo, y por parte de muchas escuelas privadas que aun sabiendo que los estudiantes no iban a obtener beneficios, y cuando hablo de beneficios me refiero a poder obtener la residencia permanente después que terminen sus estudios y que terminen de trabajar en Canadá. Es decir que les vendían falsas promesas, y entonces por ese lado sí, efectivamente estos estudiantes van a estar protegidos.

El otro argumento que se está usando desde hace meses es que los estudiantes internacionales son los responsables por la falta de vivienda que tenemos a través de Canadá. Esto me parece totalmente ridículo, porque un numero alto de estudiantes internacionales se aloja en las residencias de las escuelas y de las universidades. Además, las escuelas y las universidades también tienen acuerdos con casas privadas, donde los estudiantes se hospedan, y adicionalmente, tal y como lo hacen los estudiantes canadienses, algunos estudiantes internacionales rentan casas y viven juntos para cortar los gastos.

La realidad es que tanto el gobierno federal como los gobiernos provinciales han dejado en manos de los empresarios y de los constructores la construcción de las viviendas, y estas personas han mantenido la construcción a un nivel bajo para poder obtener los precios altos, y no han estado construyendo la vivienda necesaria para la población, ni para el número de inmigrantes, no solamente para el número de estudiantes internacionales, que llegan anualmente al país. Entonces, yo creo que a los estudiantes internacionales se los está usando como chivos expiatorios en el problema de vivienda. 

Adicionalmente, debemos recordar que tenemos casi un millón de estudiantes internacionales actualmente en Canadá, y que para la gran mayoría su plan es terminar sus estudios y terminar de trabajar en Canadá para poder aplicar para la residencia permanente. Pero en realidad no hay plazas suficientes para la cantidad de estudiantes internacionales que tenemos en este momento en Canadá, entonces lo que yo pienso es que se están haciendo estos cortes para poder lidiar con el número de estudiantes que ya tenemos en Canadá y que ya están trabajando, para que puedan obtener, los que quieran, su residencia permanente sin que haya tanta competencia. 

A mí me parece injusto que a los estudiantes internacionales se les usó, se les abusó durante todo el período de la pandemia para poder llenar los puestos de trabajo que estaban vacantes. Se les dio la posibilidad de trabajar las 40 horas semanales mientras estaban estudiando, etc., y ahora que ya no los necesitamos, entonces ahora vamos a cortar y vamos a echarles la culpa de un problema que no tiene absolutamente nada que ver con ellos.

Definitivamente es injusto lo que están haciendo en términos de culpar a los estudiantes internacionales de la misma manera que están culpando a los refugiados, etc., por los problemas que tenemos de vivienda, pero a su vez considero que los cambios son necesarios, porque como dije anteriormente, tenemos alrededor de un millón de estudiantes que ya están trabajando y que están aplicando para poder obtener su residencia permanente, y si seguimos trayendo la cantidad de estudiantes internacionales que hemos estado trayendo en los últimos años, cada vez va a haber más atrasos con estas personas que quieren aplicar para obtener su residencia permanente, donde la competencia es altísima.

Porque el puntaje en el sistema Express Entry está altísimo. Dado que hay tantas personas aplicando, el gobierno se puede dar el lujo de poner el puntaje que quiera para para invitar a aplicar a los que tengan el puntaje más más alto. Pero, aunque tengan el puntaje superalto o tengan un puntaje alto, pero no exageradamente alto, tenemos que recordar que estos estudiantes han invertido cientos de miles de dólares en Canadá para poder eventualmente obtener la residencia permanente. 

Entonces, por ese lado, me parece bien que cortemos un poquito la entrada y que le demos la oportunidad a las personas que ya han invertido en Canadá. Por otro lado, el gobierno debe buscar resolver el problema de escases de vivienda que hay en el país ya que afecta a toda la población, evitando generar la percepción de que esta situación está siendo causada por la llegada de un alto número de estudiantes internacionales. Eso no es cierto y los canadienses deben tenerlo claro.

BA. B.Ed. Regulated Canadian Immigration Consultant ICCRC Number R410727

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *